Pablo Rey, ganador de la pruebaPablo Rey, ganador de la pruebaLa Escudería AGE Motor Sport, y en colaboración con la Escudería Carballiño, organizaba la XXII Subida a Saleta, prueba puntuable para el territorial gallego, en el tramo cerca de Carballino, de 4.200 metros de distancia, constando la prueba de 2 subidas de entrenamientos y 4 oficiales.

El largo periodo de inactividad traía algunas consecuencias a la prueba. Una de ellas era la casi absoluta ausencia de modelos CM, a excepción de dos, y el cambio de monturas de algunos de los favoritos, con 56 pilotos inscritos en la prueba.
Entre los monoplazas, Pablo Rey aprovechaba su oportunidad para conseguir una victoria absoluta, con el Formula SMB, aunque presionado por Abraham Vazquez, que incluso le superaba en la tercera ascensión, con el Formula Outeda MKIV. Tras ellos un gran hueco, para ver al mejor CM, el de Jorge Fernandez, un CM TCastorTC3, y que superaba contra pronóstico a las dos Barquetas Norma M20FC de Jacobo Senin y Miguel Ángel García. Tras ellos una jauría de rápidos CarCross en manos de Alfonso Ventín, primero de la Agrupación 9, el campeón en título Alex Vieitez y Benigno Porto.
El mejor entre los carrozados, donde se sentía las mayores ausencias, era para Jorge Perez y su veloz BMW M3 E92, con el que peleaba Manuel Senra y su conocido Peugeot 306 Maxi, hasta que era excluido de la carrera por no llevar el coche al parque cerrado en sábado por la tarde. Luis Penido era segundo con su también reconocido Mini y ganando la Agrupación 2, llegando al podio de carrozados Javier Carballo con el Ford Escort MK1, superando a Jorge Coca con Evo 9, Marcos Maceiras, ganador de la Agrupación 4 con Saxo VTS, Daniel Montoto con Citroën C3, mientras que mas atrás Jose Manuel Piay ganaba la 5 con el Micra.
(Fotos Juan Carlos Carregal)

Jorge Perez, ganador en carrozadosJorge Perez, ganador en carrozadosPenido era segundo entre los carrozadosPenido era segundo entre los carrozados